Las bibliotecas: ¿cómo adaptarlas a la sociedad de la información?

CITRICA-MAGAZINE-N11-REVOLUCION (22)

 

Biblioteca Del lat. bibliothēca, y este del gr. βιβλιοθήκη bibliothḗkē.

Institución cuya finalidad consiste en la adquisición, conservación, estudio y exposición de libros y documentos.

RAE

Las bibliotecas: ¿cómo adaptarlas a la sociedad de la información?

Nos basamos en el continente para definir, por extensión, el contenido. Sin embargo debemos desvincular el canal y el código utilizados, del mensaje a transmitir.

Al principio la información no ocupaba lugar. No obstante, la invención de la escritura dotó a la biblioteca de materialidad. Esto se tradujo en la construcción de espacios reservados al almacenaje, conservación y transmisión de la información. La Biblioteca es un servicio, no un edificio.

En la actualidad, y con la llegada de las nuevas tecnologías de la información, el espacio bibliotecario tal y como era entendido hasta este momento debe someterse a una profunda revisión. La biblioteca no ha muerto. Sí lo ha hecho, sin embargo, la biblioteca como mero depósito de libros. Han dejado de ser colecciones para convertirse en conexiones.

arquitectura-biblioteca--citrica-magazine-citricamagazine-n11-revolucion (1)

Se propone una redefinición de la Biblioteca como Laboratorio de información. No se buscan soluciones definitivas, sino soluciones que incluyan cierta capacidad de reprogramación.

Por un lado se define si el programa a albergar es de ACCESO o de CREACIÓN de información. Por otro, se protege la ACCESIBILIDAD UNIVERSAL a un programa actualmente minoritario, o se salvaguarda el CARÁCTER SOCIAL de una actividad en riesgo de aislamiento tecnológico. La organización y el flujo de información depende de los usuarios. Han dejado de ser espectadores.

Se reforzará el carácter de la BIBLIOTECA COMO ESPACIO PÚBLICO , buscando mantener la espontaneidad y flexibilidad que caracterizan éste ámbito. A partir de unos elementos generadores se crea una actividad cultural densa y variable, permitiendo una fácil adaptabilidad por parte de los usuarios.

arquitectura-biblioteca--citrica-magazine-citricamagazine-n11-revolucion (8)

Para resolver esta doble condición de la Biblioteca se diseña un prototipo capaz de absorber las necesidades tanto de espacio público equipado, como de contendores de programa específico y de adaptabilidad tecnológica.

Se propone una ESTRUCTURA SOPORTE, modulada y con capacidad de expansión siguiendo un modelo vectorial, capaz de albergar este nuevo concepto de Biblioteca. El prototipo actúa a modo de condensador de actividad, sirviendo a su vez de soporte técnico para la creación de un espacio público hiperconectado.

Se proponen a su vez unas unidades menores estandarizadas y customizables, que pueden “enchufarse” a la estructura principal. Se genera un carril de instalaciones, visible y legible por los usuarios y proporcionando la máxima facilidad de sustitución, suponiendo que la vida útil de las instalaciones es mucho menor que la de la estructura principal. Una piel exterior vegetal colonizable produce a su vez una progresiva cualificación ambiental.

El diseño del prototipo busca la máxima optimización del espacio, creando una relación eficaz entre espacio contenedor y programa que acoge.

Se busca favorecer la apropiación mental del patrimonio por parte de los usuarios, aprovechando la memoria colectiva, y activando aquellas áreas que poseen gran potencial latente, y se encuentran actualmente infrautilizadas.

Los límites de la Biblioteca no son precisos. Se busca una arquitectura libre de barreras, no solo literales, permitiendo una accesibilidad completa a aquellos usuarios con movilidad reducida, sino también psicológica, de tal forma que los potenciales usuarios puedan acceder a la Biblioteca de forma casi inesperada, mientras exploran la ciudad.

El valor de un edificio reside en su utilidad y en su capacidad para promover el bienestar social.

Frente a la solidez y rigidez de las construcciones tradicionales, se plantea una arquitectura de procesos. Una construcción con fecha de caducidad. Solo tiene sentido mientras sea necesaria. La utilización del sistema varía a los largo del tiempo, adaptándose, mutando, ampliándose o encogiéndose hasta desaparecer.

Si con la llegada de la imprenta se produjo la accesibilidad al conocimiento, con la llegada de la digitalidad se ha producido su democratización. La información ya no es un objeto cerrado. Es un objeto relacional.

Paradójicamente, en una biblioteca sin libros, la Biblioteca Universal de Borges nunca había estado tan cerca.

 

Silvia Muñoz

¿Nos cuentas tu opinión?